Translation with SYSTRAN Links

Edimburgo, del 17 al 19 de mayo - el numérico al programa del 45e reunión de las instancias europeas de reglamento audiovisual (EPRA)

Fecha de publicación: viernes 2 de junio de 2017


Logotipo EPRA Edimburgo

Organizada porel Ofcom, el homólogo británico de la CSA, el 45e reunión de la Plataforma europea de las instancias de reglamento - EPRA (European Platform of Regulatory Authorities) - reunió en Edimburgo del 17 al 19 de mayo de 160 delegados que representaba a 49 autoridades miembros cuya CSA francesa.

A la carta de estos encuentros, el contenido a la era del numérico, y los retos se superaron para el reglamento audiovisual.

En torno al tema la información a la era del numérico, la primera sesión plenaria así examinó la problemática de la fiabilidad de la información (fenómeno del fake news), los debates de la segunda sesión plenaria, a la cual contribuía la CSA, orientándose hacia el impacto de las recomendaciones personalizadas sobre la diversidad para responder al título “ las promesas y retos de la interrupción numérica ”.

Después de la introducción del Professeure Natali Helberger de la Universidad de Amsterdam/IViR, un grupo de expertos compuesto de Martine Coquet, directora de los asuntos europeos e internacionales de la CSA, Judith Möller, de la Universidad de Amsterdam, y de Anne Schuth, del start-up neerlandesa Blendle, intercambió sobre la amenaza o la oportunidad que representan los filtros y los algoritmos para la diversidad de la oferta propuesta por los medios de comunicación.

¿Mientras que el consumo de contenido audiovisual no ha sido nunca tan fácil, cómo responder al riesgo lo que los usos numéricos implican para la diversidad? 

Es a esta cuestión que la CSA, en el marco de su acción internacional, deseó aportar elementos de respuesta delante de la asamblea del EPRA basándose en los primeros trabajos del CSALab.

CSALab, grupo de reflexión consagrado a las cuestiones numéricas, produjo en enero de 2017, un informe titulado el papel de los datos y algoritmos

Se pone una tipología de los algoritmos utilizados en el sector audiovisual respecto a los grandes objetivos de política pública de un desarrollo numérico duradero: diversidad cultural y protección de los consumidores.

La protección a la francesa de la diversidad cultural responde a tres imperativos: 

  • garantizar a los telespectadores y a los auditores una distinta oferta de contenido rica y; 
  • preservar, en un contexto competitivo, una diversidad de protagonistas de todas las importancias; 
  • promover la creación francesa y europea.

Hoy esto son aún 44% de los hogares franceses que reciben sobre su puesto principal, la televisión mediante la red hertziana1.  

No obstante, el desarrollo de la televisión lineal y no lineal en las redes del cable, del satélite y en adelante Internet permite a una mayoría de ciudadanos disponer de un acceso desmultiplicado a contenido audiovisual.

Si esta hyper oferta puede favorecer la diversidad, existe a pesar de todo dos riesgos principales: 

  • un extravío del telespectador ante una oferta abundante de contenido; 
  • una concentración de la oferta y el consumo en torno a algunas obras.

 Los algoritmos pueden facilitar el descubrimiento de obras hacia que el telespectador no se habría vuelto intuitivamente, pero pueden también encerrar a los individuos en un consumo repetitivo. un 79% de las personas siguen en efecto las recomendaciones de los servicios de vídeo a la demanda2.

Más allá del principio de la recomendación por un algoritmo, tres cuestiones aparecen: 

  • ¿cómo garantizar que las sugerencias resultan de los gustos expresados o supuestos del usuario y no de una asociación comercial? 
  • ¿se debe integrar en los algoritmos un criterio que permite la promoción de las obras europeas o nacionales o una obligación de sugerencias aleatorias? 
  • ¿quid de la posibilidad de abrir la publicidad personalizada (prohibida en Francia sobre los servicios lineales)?

Ante estas cuestiones, el regulador debe desarrollar métodos de intervención más flexibles, de información y sensibilización. Mientras que se libera a estos protagonistas distribuidos en Internet de las dificultades de las fronteras, la respuesta debe ser global gracia, entre otras cosas, a una cooperación reforzada entre instancias europeas de reglamento pero también con socios exteriores a la Unión Europea. Es en este sentido también que la CSA, en Edimburgo, recordó la importancia que liga en los trabajos, más allá de los del ERGA, redes de reguladores como el EPRA y también el RIRM.

Creada en 1995, la Plataforma europea de las instancias de reglamento (EPRA) responde si es preciso de una cooperación reforzada entre autoridades de reglamento en Europa. Con sus 20 años de experiencia y su red sólida de contactos a nivel operativo, el EPRA es el decano y más importante de las redes de instancias de reglamento en el sector del sector audiovisual y constituye así el marco privilegiado para el intercambio de información y buenas prácticas entre reguladores del sector audiovisual en Europa.

52 instancias de reglamento del sector audiovisual resultantes de 46 países son actualmente miembros del EPRA. La Comisión Europea, el Consejo de Europa, el Observatorio europeo del sector audiovisual y la Mesa del Representante de la OSCE para la libertad de los medios de comunicación son observadores permanentes en la plataforma.

 

Fuentes y recursos 

En saber más